Comunidad internacional condena toma de posesión de Maduro

Los ojos de la comunidad internacional estuvieron puestos desde temprano este jueves en Venezuela, donde el presidente Nicolás Maduro se juramentó para un nuevo periodo presidencial ante el Poder Judicial, y las reacciones no se hicieron esperar.

Uno de los primeros países en tomar cartas en el asunto fue Paraguay. El presidente Mario Abdo Benítez anunció la ruptura de relaciones diplomáticas con Venezuela y el cierre de su embajada en Paraguay.

“El Gobierno de la República de Paraguay adopta hoy la decisión de romper las relaciones diplomáticas con la República Bolivariana de Venezuela”, afirmó Abdo, quien también pidió a otros países que “se expresen con hechos concretos en favor del pueblo venezolano”.

“No hay consecuencias malas cuando se defienden causas justas, la causa de la libertad, de la democracia”, afirmó el mandatario paraguayo.

Otro país en responder contundentemente fue Estados Unidos, que condenó la “ilegítima usurpación del poder” llevada a cabo por el presidente de Venezuela.

En un comunicado, el secretario de Estado, Mike Pompeo, aseguró su país “se mantiene firme en su apoyo al pueblo venezolano y continuará usando todo el peso del poder económico y diplomático de Estados Unidos para presionar por la restauración de la democracia venezolana”.

Reiteró su apoyo a Asamblea Nacional es la “única legítima rama de gobierno debidamente elegida por el pueblo venezolano”.

“Es tiempo de que los líderes venezolanos tomen una decisión”, se lee en el comunicado, e insta “a los que apoyan este régimen, desde los empleados que se las arreglan con los subsidios de alimentos hasta las fuerzas de seguridad venezolanas que juraron apoyar la constitución, dejar de permitir la represión y la corrupción y trabajar con la Asamblea Nacional”.

Esta no es la única reacción por parte de la administración del presidente Donald Trump. John Bolton, asesor de seguridad de la Casa Blanca, utilizó su cuenta de Twitter para asegurar que continuarán las presiones.

“EE.UU. no reconocerá la ilegítima inauguración de la dictadura de Maduro. Continuaremos incrementando la presión al régimen corrupto, apoyando a la democrática Asamblea Nacional, y llamando por democracia y libertad en Venezuela”, escribió el asesor.

Fuente: La voz de América


%d bloggers like this:
Real Time Web Analytics