Juicio de “El Chapo” revela corrupción en México y Colombia

NUEVA YORK — Este miércoles arrancó la jornada número 30 del juicio de Joaquín “El Chapo” Guzmán en Nueva York, con la continuación del testimonio del narcotraficante colombiano Alex Cifuentes, décimo testigo cooperante en el juicio.

Hechos de corrupción fueron denunciados que involucrarían a funcionarios de México y Colombia con organizaciones narcotraficantes.

Cifuentes indicó que el general retirado Oscar Naranjo Trujillo, exdirector de la policía de Colombia, habría recibido pagos mensuales de los Cifuentes-Villa para garantizar su seguridad. Dijo también que la Fuerza Aérea colombiana recibió 50.000 dólares como pago por proveer datos de navegación e instalaciones estratégicas.

El martes salió a relucir que los expresidentes de México, Enrique Peña Nieto y Felipe Calderón habrían recibido pagos por parte del Cartel de Sinaloa o del Cartel de los Beltrán. Ambos exmandatarios han desmentido la afirmación.

Alex Cifuentes, quien se describió como la mano derecha de Guzmán, habló sobre el supuesto soborno bajo interrogatorio de Jeffrey Lichtman, uno de los abogados de Guzmán, en el tribunal federal de Brooklyn. Cuando le preguntaron si le había dicho a las autoridades en 2016 que Guzmán había dispuesto el soborno, respondió: “Eso es correcto”.

Peña Nieto ha negado haber aceptado sobornos. Y el martes, su ex jefe de personal, acudió a las redes sociales para rechazar la acusación.

“Las declaraciones del narcotraficante colombiano en Nueva York son falsas, difamatorias y absurdas”, escribió Francisco Guzmán en un post en Twitter, y agregó que el gobierno de Peña Nieto “ubicó, detuvo y extraditó” a El Chapo.

Las acusaciones se encuentran entre las más explosivas que surgieron del juicio de Guzmán, que comenzó en noviembre y que hasta ahora había presentado testimonios de corrupción de bajo nivel.

“El Chapo”, uno de los narcotraficantes más conocidos que existen y exlíder del cartel de Sinaloa, se ha declarado inocente de supuestamente acumular una fortuna multimillonaria a través del tráfico de toneladas de cocaína y otras drogas desde México a Estados Unidos.

De ser declarado culpable enfrentaría una posible sentencia a cadena perpetua.

Fuente: La voz de América

%d bloggers like this:
Real Time Web Analytics