EE.UU.: Crece expectativa sobre Mueller y la pronta entrega de su informe

El edificio donde están las oficinas del equipo que trabaja con el fiscal especial, Robert Mueller, amaneció el viernes rodeada de equipos de prensa, en la medida en que crecen las expectativas acerca de que podría entregar muy pronto su informe sobre la supuesta interferencia rusa en la campaña presidencial de Donald Trump en 2016.

Mueller comenzó su investigación en mayo de 2017, después de ser designado por el vicesecretario de Justicia, Rod Rosenstein, a raíz del despido por parte de Trump del entonces director del FBI, James Comey.

En lo que va de la investigación de Mueller se han presentado 199 cargos criminales en contra de 37 personas o entidades acusadas.

El presidente Donald Trump ha llamado "cacería de brujas" a la investigación que lidera el fiscal especial Robert Mueller.
El presidente Donald Trump ha llamado “cacería de brujas” a la investigación que lidera el fiscal especial Robert Mueller.

Además de la supuesta interferencia rusa en las elecciones, algo que ha negado Trump y el presidente de Rusia, Valdimir Putin, la investigación de Mueller ha estado buscando posible obstrucción a la justicia de parte de Trump y otros supuestos delitos que pudieron haber salido durante la pesquisa.

Aliados de Trump han terminado condenados en el marco de la investigación, entre ellos su exabogado Michael Cohen, condenado a tres años de cárcel luego de declararse culpable de ocho cargos criminales.

Cohen continúa cooperando con los fiscales federales en Nueva York que están investigando los intereses comerciales de Trump y millones de dólares de donaciones hechas a su comité presidencial inaugural. Permanece en libertad hasta ahora.

Trump ha tildado a Cohen de “mentiroso” y de declarar en su contra para reducir su pena.

Otros cercanos a Trump han sido también sancionados como resultado de la investigación, entre ellos su asesor Roger Stone y el exasesor de la campaña presidencial, Paul Manafort.

Stone, por ejemplo, fue acusado de mentir y ser testigo de manipulación, no de colusión.

Manafort fue sentenciado a siete años y medio de cárcel por delitos como conspiración, obstrucción a la justicia y lavado de dinero.

El propio Cohen reconoció en una reciente audiencia en el Congreso estadounidense que no tenía pruebas directas de colusión entre la campaña de Trump y Rusia para ayudarlo a ganar. Sin embargo, expresó: “Tengo mis sospechas”.

Trump por su lado, ha catalogado de “cacería de brujas” la investigación de Mueller y ha dicho recientemente que no le importa si al público se le permite ver el informe de Mueller: “Que salga, que la gente lo vea, eso depende del fiscal general (…) y veremos qué sucede”.

Incluso dijo que aunque le parece “ridículo” él quiere ver el informe. “Veremos si es justo”, ha dicho.

Pese a la presión de demócratas y republicanos para que se conozca el informe, no es claro cuánto se conocerá del mismo. La ley establece que solo debe entregarse el reporte al secretario de Justicia, William Barr.

Fuente: La voz de América


Síganos en nuestras plataformas sociales



%d bloggers like this:
Real Time Web Analytics