Entre dudas técnicas, miles de trabajadores de salud en Venezuela esperan bono ofrecido por Guaidó

La transferencia electrónica de 100 dólares al mes a 62.697 beneficiarios debe comenzar esta semana, pero hay desconocimiento de cómo abrir y usar una billetera digital.

CARACAS / MARACAIBO, VENEZUELA – La promesa de un bono de 300 dólares a los trabajadores de la salud de Venezuela de parte del gobierno interino de Juan Guaidó hizo que Rodolfo, un enfermero de 35 años, no apartara su atención de su correo electrónico desde la mañana del pasado viernes.

El mandatario interino anunció la semana pasada que al menos 62.000 médicos, enfermeros y especialistas de salud pública del país recibirían una notificación de que han sido beneficiados con una bonificación de 300 dólares: 100 cada 30 días durante los próximos tres meses-.

Rodolfo se había registrado hace meses en una lista digital para recibir el “aporte”, como le indicaron voceros de la oposición venezolana, y, al final de la tarde del viernes, casi 24 horas luego de la alocución de Guaidó en las redes sociales, recibió un mensaje en su bandeja de entrada.

“Has sido seleccionado como beneficiario del aporte Héroes de la Salud”, rezaba el correo, firmado por Guaidó. Su oficina envío la comunicación ese día a miles de trabajadores de la salud, confirmaron a la Voz de América fuentes del gobierno interino, el Parlamento y los gremios del sector.

“Me contenta mucho. Es un alivio para mi familia y para mí. Es una ayuda muy buena para, por lo menos, aguantar un poco más la ‘pela’ (golpiza económica) que nos está dando (el presidente en disputa, Nicolás) Maduro”, confió a la VOA Rodolfo, con 13 años de experiencia en atención hospitalaria, quien pidió reservar su identidad.

El aviso precisa que este lunes 24 de agosto comenzará la “fase final” del bono, que consiste en el registro y verificación de un monedero virtual, donde cada uno de los beneficiados recibirá su dinero en divisa estadounidense.

La misiva alerta, además, de los intentos del madurismo de “sabotear el proceso”. “Nuestro compromiso y palabra empeñada es inquebrantable, así como tu voluntad y compromiso con salvar vidas”, dijo el presidente interino.

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos autorizó el jueves que se usen fondos congelados al gobierno madurista por corrupción para los pagos al personal médico y de enfermería en Venezuela, informó Guaidó.

Proceso “complejo”

Guaidó, quien juró como presidente interino en enero de 2019 con el respaldo de la mayoría opositora del Parlamento, dijo la semana pasada que el dinero llegaría directamente a las billeteras digitales de cada beneficiado en AirTM, una plataforma aceptada en 160 países que permite movilizar fondos entre usuarios.

Sin embargo, el líder opositor denunció en su carta que el madurismo bloqueó el acceso a esa página en Internet. Beneficiarios como Rodolfo no tenían claro cómo utilizar un servicio de VPN para burlar la censura oficialista, como lo recomendó Guaidó.

“Hay muchos comentarios, pero mi hermano me va a ayudar con eso”, comentó.

Ramón Agüero, vicepresidente de la Federación del Colegio de Enfermería, anticipó que el proceso de apertura del monedero electrónico sería “complejo”.

“El 65 por ciento (del personal), aproximadamente, desconoce el manejo de un wallet (billetera) de ese tipo, va a ser muy complicado realmente”, declaró a la VOA.

La información sobre la billetera digital y su eventual desembolso en las cuentas bancarias venezolanas de los beneficiados ha sido “muy escasa”, opina Mauro Zambrano, dirigente sindical de hospitales y clínicas de Caracas.

Aunado a la censura al gobierno interino de parte del madurismo, existen pocos espacios de comunicación por donde Guaidó pueda transmitir su mensaje.

Zambrano adelantó que los delegados sindicales harán “lo posible” para orientar a los trabajadores para que logren cobrar sus bonificaciones.

“Es muy difícil la situación del trabajador de la salud, con un salario de cuatro dólares que no te alcanza ni siquiera para movilizarte, van sin comer a los centros de salud. Es un paliativo, ayudaría muchísimo, pero el trabajador tiene muchas dudas”, detalla el sindicalista en conversación con la VOA.

OFAC es el hilo conductor

Juan Carlos Velazco, diputado del partido opositor Acción Democrática y vicepresidente de la comisión legislativa de Desarrollo Social, explicó a la VOA que el Banco del Tesoro autorizó la transferencia de 18,9 millones de dólares de fondos venezolanos a 62.697 empleados de la salud pública.

El parlamentario, también médico traumatólogo, dijo que 75.000 trabajadores de salud se registraron entre marzo y mayo para solicitar el bono.

Un equipo delegado por Guaidó revisó las documentaciones presentadas por los solicitantes. Se excluyeron a empleados del sector privado y otros tantos que no guardan relación con la atención de pacientes de COVID-19.

Velazco puntualizó que autorizaron los bonos de septiembre, octubre y noviembre para 27.613 enfermeros, 17.248 médicos, 15.323 trabajadores administrativos, 2.008 bioanalistas y 505 nutricionistas.

“Los fondos alcanzaban para 45.000 trabajadores del sector salud, pero, en vista del número de personas que se inscribieron, se hizo un esfuerzo, se inició una tarea para aumentar el alcance”, explicó el legislador.

La propuesta del plan “Héroes de la Salud” se entregó a mediados de junio a la Oficina de Control de Activos Extranjeros, OFAC por sus siglas en inglés, dijo.

La espera durante meses entre el proceso de verificación de las solicitudes y la espera por la aprobación del Tesoro estadounidense conllevó a generar “desconfianza, incomodidad, burlas del gobierno de Maduro”, según Velazco.

Las transferencias de los primeros 100 dólares deben hacerse efectivos a finales de esta semana o inicios de la siguiente, señaló, a la vez que reveló que existe una petición a la OFAC de extender los pagos por uno o dos meses adicionales.

Entre aplausos y críticas

Ana Rosario Contreras, presidenta del Colegio de Enfermería del Distrito Capital, aseguró que su gremio recibe de brazos abiertos el pago de los 300 dólares y que reaccionó con “beneplácito” ante el anuncio de los trámites.

Indicó que los enfermeros venezolanos no solo enfrentan condiciones riesgosas en sus sitios de trabajo durante la pandemia, por falta de equipos de protección, sino además en sus hogares por insuficiencia de comida y de dinero.

“Nuestros organismos están debilitados por la falta de alimentación. Para ello vamos a usar los 100 dólares. Vamos a vender los obstáculos que se nos puedan presentar para poder hacer el registro en la wallet”, remarcó Contreras.

Gerardo, un médico especialista en cardiología en Maracaibo, contó que doctores y enfermeros respondieron con entusiasmo al anuncio de la bonificación, pero luego hubo desencanto por el retraso.

“Hemos sido muy críticos de las dádivas de Maduro y ahora la oposición cayó en lo mismo. Y, además, lo prometen y no llega. Primero, dijeron que habían hackeado la página, pero los fondos no estaban disponibles”, manifestó, crítico.

Guaidó habló por primera vez del bono el 16 de abril, hace cuatro meses. Miguel Pizarro, su delegado ante las Naciones Unidas, explicó en julio que la tardanza de los pagos se debía a la rigurosidad de los procedimientos financieros internacionales y a la intención de hacer las transferencias con transparencia.

El diputado Velazco comentó que los primeros pagos de la OFAC privilegiarán a los trabajadores de salud de los estados “más perjudicados” por la COVID-19, entre los que mencionó a Zulia, en el occidente, y el Distrito Capital.

Fuente: VOA.




Síganos en nuestras plataformas sociales



%d bloggers like this:
Real Time Web Analytics