Líder afgano promete liberación de últimos prisioneros del Talibán

Afghan President Ashraf Ghani gestures as he speaks during a press conference at the presidential palace in Kabul on March 1, 2020. (Photo by WAKIL KOHSAR / AFP)

Con el anuncio, el gobierno afgano planea liberar a 2.000 insurgentes del talibán, mientras espera que los guerrilleros liberen a por lo menos 1.000 guardias de seguridad que mantiene cautivos.

ISLAMABAD – El presidente afgano, Ashraf Ghani, anunció el jueves que su gobierno pronto liberará al resto de los prisioneros talibanes para ayudar a que el proceso de paz liderado por Estados Unidos siga en curso.

Ghani dijo en un foro organizado conjuntamente por el Centro del Sur de Asia del Consejo Atlántico de Washington y el Instituto de la Paz de Estados Unidos que 3.000 reclusos insurgentes ya han sido liberados.

“Mis colegas y yo tomamos la decisión de liberar a 2.000 prisioneros adicionales en un período muy corto. Anunciaremos la fecha pronto”, dijo el presidente afgano.

Ghani señaló que los miembros del Talibán estaban en Kabul identificando a sus prisioneros que fueron liberados de las cárceles a cambio de 1.000 miembros de seguridad afganos retenidos por los insurgentes.

El intercambio de prisioneros, estipulado en el acuerdo que Estados Unidos selló con los talibanes en febrero, debe completarse para construir la confianza mutua antes de que las partes en conflicto de Afganistán abran conversaciones de paz tan esperadas.

“Creo que ahora estamos en curso, y la próxima semana deberíamos poder informar al mundo sobre el próximo paso”, dijo Ghani, quien comenzó su segundo mandato en marzo después de una elección presidencial llena de controversias.

Hasta ahora, los talibanes han liberado a unos 550 detenidos de las cárceles en áreas controladas por los insurgentes en Afganistán.

‘Paso positivo’

Un portavoz de la insurgencia elogió el anuncio de Ghani como un “paso positivo” y marcó un buen progreso. Allanaría el camino para el inicio de negociaciones entre los afganos, tuiteó Suhail Shaheen.

Shaheen dijo que los talibanes también están comprometidos con el intercambio de prisioneros y subrayó la “preparación de su grupo para iniciar negociaciones intraafganas dentro de [una] semana tan pronto como el proceso de liberación de 5.000 prisioneros [talibanes] se complete en línea con la lista [insurgente] ya entregada”.

El enviado estadounidense para la reconciliación de Afganistán, Zalmay Khalilzad, quien negoció y firmó el acuerdo con los talibanes, elogió el progreso en el intercambio de prisioneros. En una serie de tuits, Khalilzad también acogió con beneplácito el anuncio de los talibanes de que estaban listos para iniciar conversaciones de paz, diciendo que era un compromiso esbozado en el acuerdo.

“Estamos más cerca del objetivo de IAN (negociaciones intra afganas) que nunca antes. Todas las partes deben trabajar para llegar a la mesa de negociaciones lo antes posible y evitar que los spoilers [saboteadores] perjudiquen el proceso y traicionen las esperanzas y el anhelo del pueblo afgano por la paz”, dijo el enviado de Estados Unidos.

Sin embargo, Ghani dijo que los talibanes no han sido transparentes sobre cuántos prisioneros afganos aún tienen.

“El número sigue cambiando. Necesitamos claridad sobre el destino de aquellos que están con ellos y asegurarnos de que la última persona que quede con ellos sea liberada”, dijo.

El presidente afgano también expresó preocupación por el aumento de la violencia insurgente y nuevamente pidió a los talibanes que declaren un “alto el fuego humanitario” para permitir que los trabajadores de la salud lidien con el brote de coronavirus en Afganistán.

A fines del mes pasado, los dos adversarios observaron un alto el fuego temporal durante las festividades anuales de tres días de Eid al-Fitr que marcan el final del mes de ayuno del Ramadán. Sin embargo, Ghani dijo que la violencia insurgente se ha intensificado desde entonces.

“Las cifras de víctimas aún promedian entre 60 y 70 por día. Lamentablemente, el número de víctimas mortales es en promedio 30″, señaló Ghani, pero no dio más detalles.

Los talibanes han llevado a cabo ataques importantes contra las fuerzas de seguridad afganas en las últimas semanas, matando a docenas de ellos. La intensificación de la violencia también ha causado cientos de víctimas civiles.

Sin embargo, los funcionarios talibanes argumentan que habrá un alto el fuego en la agenda cuando las conversaciones intra afganas comiencen a discutir disputas políticas internas.

El acuerdo entre Estados Unidos y los talibanes exige que todas las fuerzas estadounidenses y de la coalición abandonen Afganistán para julio de 2021, poniendo fin a la intervención militar en el extranjero más prolongada de Estados Unidos. A cambio, el pacto describe las garantías antiterroristas de los talibanes y la reconciliación política con otras facciones afganas.

Fuente: VOA.




Síganos en nuestras plataformas sociales



%d bloggers like this:
Real Time Web Analytics