Senado de EE.UU. confirma al exmilitar Esper como secretario de Defensa

El Senado de Estados Unidos confirmó el martes al secretario del ejército Mark Esper como nuevo secretario de Defensa, en reemplazo de Jim Mattis, quien dejó el cargo hace seis meses.

Esper, un veterano del ejército y excabildero de la industria de defensa, ganó la confirmación del Senado con una votación de 90-8. Debe ser oficialmente juramentado para el final del día, terminando, de esta manera, con el período más largo sin un líder en la historia del Pentágono.

A medida que continuaba la votación, el Senado respaldó abrumadoramente a Esper, para que fuera el segundo líder confirmado del Pentágono por el presidente Donald Trump.

Esper, de 55 años, recibió un fuerte apoyo bipartidista a pesar de algunas preguntas delicadas durante su audiencia de confirmación por la senadora demócrata Elizabeth Warren sobre sus vínculos con Raytheon y su negativa a extender el compromiso ético que firmó en 2017 para evitar decisiones relacionadas con la empresa./**/ /**/ /**/ SEE ALSO:Casa Blanca: Trump planea nominar a Mark Esper como jefe del Pentágono

Warren, una candidata presidencial para 2020, fue el único miembro del Comité de Servicios Armados del Senado que expresó su oposición a la confirmación de Esper durante la audiencia.

Raytheon es el tercer contratista de defensa más grande de Estados Unidos.

No ha habido un secretario de Defensa confirmado desde que Jim Mattis renunció en diciembre por diferencias de política con Trump. Muchos miembros del Congreso de ambos partidos han instado al presidente republicano a actuar con urgencia para llenar esta posición.

El líder de la mayoría en el Senado, Mitch McConnell, pidió a los miembros que apoyen a Esper al abrirse la sesión del Senado.

“El candidato está más allá de ser calificado. Su historial de servicio público es más que impresionante. Su compromiso de servir a nuestros miembros de servicio es más que obvio. Y la necesidad de un secretario de Defensa confirmado por el Senado es más que urgente”, dijo McConnell.

Antes de trabajar para Raytheon, Esper fue un veterano del ejército y ha servido como asistente del Congreso y oficial del Pentágono bajo el mandato del presidente republicano George W. Bush. También fue secretario del ejército desde noviembre de 2017.

La elección previa de Trump para ser secretario de Defensa, Patrick Shanahan, se retiró de la contienda el 18 de junio después de que surgieron informes de violencia doméstica en su familia.

Incluso con Esper ahora a cargo, el problema de la inestabilidad de liderazgo en el Pentágono no está completamente resuelto. Todavía no hay un subsecretario de Defensa confirmado por el Senado, aunque David Norquist fue nominado para el puesto el martes y está programado para una audiencia de confirmación el miércoles.

Las vacantes de liderazgo aumentaron nuevamente la semana pasada con la salida de David Trachtenberg, el segundo funcionario de política civil del Pentágono.

Más allá de eso, el oficial militar Nº 2, el general Paul Selva, se retira el viernes como vicepresidente del Estado Mayor Conjunto. No se ha fijado una audiencia de confirmación en el Senado para el hombre elegido por Trump para reemplazar a Selva: el general John Hyten, comandante de las fuerzas nucleares de Estados Unidos como jefe del Comando Estratégico de EE.UU.

Fuente VOA.




Síganos en nuestras plataformas sociales



%d bloggers like this:
Real Time Web Analytics